DEPORTES  25 de junio de 2018

Que 40 años no es nada...

Hoy se cumple un nuevo aniversario del primer título de la Selección Argentina en un Mundial en 1978. 

El gol de Kempes con la suela ante los holandeses, las atajadas del Pato Fillol, el tiro en el palo de Rensenbrink, la tapada de Kempes con la mano ante Polonia, la goleada a Perú, el faso de Menotti en el banco, los papelitos en el Monumental y en Rosario, el capitán Passarella levantando la Copa, el abrazo del alma de Fillol y Tarantini... Las postales de la Selección Argentina campeona del mundo en 1978 se mantienen inalterables en el tiempo. Hoy, lunes 25 de junio, se cumplen 40 años, ni más ni menos, de la consagración de Argentina en el Mundial, el primer título del seleccionado nacional para escribir una página dorada en la historia del viejo y querido fútbol argentino. 

No fue fácil llegar a dar la vuelta olímpica. Después de un proceso de casi cuatro años -el primero en serio en la historia de la Selección Argentina-, el Flaco Menotti armó un plantel de hombres para intentar que la Copa se quedara en nuestro país. Dejó afuera a último momento al joven Diego Maradona, una decisión polémica hasta hoy, pero tuvo a Mario Kempes como el jugador desequilibrante del Mundial. Luego de un arranque complicado (venció a Francia y a Hungría pero perdió con Italia y quedó segunda en el grupo), debió continuar la segunda ronda en Rosario. Ahí apareció el equipo. Triunfo ante Polonia, empate con Brasil y goleada a Perú para acceder a la final ante Holanda.

Ese día en el Monumental, Argentina formó con Fillol; Olguín, Galván, Passarella, Tarantini; Ardiles, Gallego, Kempes; Bertoni, Luque y Ortiz. Ese día, Argentina escribió su nombre por primera vez entre los ganadores de la Copa del Mundo. Ese día, entró en la historia. 

¡Feliz aniversario, campeones!

COMPARTIR:


Notas Relacionadas

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »