ABORTO

25 de julio de 2018

Mera cuestionó duramente Rubinstein: “Le falla la vista y le falla la memoria”

El ministro de Salud de la Nación, Adolfo Rubinstein, expuso ayer en el plenario de comisiones del Senado, en el marco del tratamiento del proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo, que cuenta con media sanción de Diputados. Durante su exposición, Dalmacio Mera, que preside la Comisión de Asuntos Constitucionales, lo interpeló y tras un ida y vuelta, le dijo como ministro “da pena”.

El cruce entre ambos inició luego de que Mera le preguntara a Rubinstein si había realizado el juramento hipocrático “que muchos médicos que pasaron por acá contaron que hicieron para que les den el título, de absoluto respeto con la vida humana desde el instante de su concepción”. Ante la respuesta de que ese juramento “no se hace más ”, el legislador insistió varias veces con la pregunta y ante la falta de una respuesta concreta, ironizó: “Le falla la vista y le falla la memoria”.


 
“Les ha pasado a muchos que vinieron acá; eran muy específicos y muy seguros al hablar, y ante algunas preguntas de si recibían aportes, empezaban a balbucear”, continuó Mera, quien ante el ofrecimiento de Rubinstein de responderle la pregunta, se negó señalando que “está claro que no se acuerda”.

Tras el cruce, continuó con los cuestionamientos. “¿Sabe que me extraña, ministro? En toda su exposición no habló nunca ni del feto, ni del conjunto de células, ni del embrión, ni del niño por nacer, y usted es el capitán del barco de la salud, ministro. No habló nunca, no mencionó la palabra, y como capitán del barco de la salud, la verdad, me da pena”.

“Usted como ministro de Salud se olvidó de nombrar el embrión, nunca lo nombró” insistió y remató: “La verdad, pensé que estaba escuchando al ministro de Economía, no al ministro de Salud de la Argentina”.

A su turno Rubintein respondió que, al inicio de su exposición, había aclarado que iba a focalizarse en “lo que son las consecuencias e implicancias del aborto clandestino, y no quería entrar en una cuestión que es muy atendible, muy respetable, que marca muchas discrepancias u disensos, que tiene que ver con el origen de la vida, el origen  de la persona humana.


 
Obviamente acepto, respeto, tolero todas las opiniones, pero mi función, como ministro de Salud Pública, es ver la realidad del aborto hoy en la Argentina, en cuanto a las consecuencias e implicancias que tiene”.

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »